971 10 04 54  

 

La ortonixia es un innovador tratamiento para la uña encarnada alternativo a la cirugía que consiste en la aplicación de un pequeño alambre o lengüeta plástica para corregir la curvatura de la uña y su posición para evitar que siga causando dolor al paciente. La técnica es similar a la de las ortodoncias que aplican los dentistas, tratamiento indoloro y conservador patentado en Alemania.

Detalles que debemos saber sobre la ortonixia

1. Se trata de un tratamiento conservador que no requiere anestesia para la colocación de los alambres o láminas ungueales. Ideal para personas alérgicas, que estén tomando algún medicamento incompatible con la anestesia o pacientes de riesgo como diabéticos.
2. La aplicación de estos correctores no provoca dolor durante su colocación, aunque si el lado donde se aplica está inflamado, podría causar una pequeña dolencia.
3. Es un tratamiento conservador pero efectivo. Hay que tener paciencia para ver los resultados, pero está demostrado que corrige. El tratamiento puede llegar a mantenerse un término medio de 12 a 18 meses, tiempo que tarda en renovarse en su totalidad la placa ungueal.
4. La aplicación de ortonixias no molesta. Se puede hacer una vida absolutamente normal. Se puede, por ejemplo, sin problemas practicar deporte.

 

 Cabe indicar que no todas las uñas son aptas para este tratamiento, primero debemos de valorar a cada paciente de forma individual.