Cómo evitar hongos en las uñas de los pies este verano

Cómo evitar hongos en las uñas de los pies este verano

hongos en las uñas de los pies

Comparte esta publicación

Los hongos en las uñas de los pies son cada vez más frecuentes. Con las sandalias de verano y los días soleados al aire libre y en la playa, el verano es un buen momento para cuidar mejor los pies, para verse y sentirse mejor físicamente también. Cómo cuidar los pies y las uñas en verano, entre pequeños consejos y sentido común un breve vademécum.

Cómo cuidar las uñas de los pies engrosadas

En verano, conviene exfoliar los talones y los lugares más propensos a las rozaduras con una piedra pómez o un rascador de pies, una o dos veces por semana. A continuación, aplique una buena crema hidratante, siempre después de la ducha y antes de acostarse.

Las uñas deben mantenerse cortas, limpias y expuestas al aire con la mayor frecuencia posible. Tenga cuidado de no cortar las esquinas demasiado cortas o las uñas pueden encarnarse, de hecho sería mejor limitar el uso de zapatos apretados, tacones altos y esmalte de uñas, aunque en verano se permite una excepción a la regla.

Si, a pesar de los cuidados, las uñas de los pies se han vuelto más gruesas, probablemente significa que existe una infección por hongos, también conocida como onicomicosis. Si no se trata, las uñas gruesas de los pies pueden llegar a ser dolorosas; el tratamiento temprano es la clave para curar este indeseado hongo de las uñas. Las infecciones por hongos pueden ser difíciles de curar y pueden requerir meses de tratamiento; si no se tratan, pueden causar complicaciones, incluso engrosar hasta el punto de causar molestias al intentar usar zapatos o incluso dificultar la marcha.

Los hongos en las uñas de los pies pueden requerir intervenciones médicas que incluyen:

  • Medicamentos tópicos
  • Medicamentos orales
  • Tratamientos láser
  • Extracción de la uña para tratar el lecho ungueal.

El tratamiento de los hongos es bastante largo, ya que las uñas de los pies crecen lentamente y pueden tardar de 12 a 18 meses en renovarse por completo.

Hongos en las uñas de los pies
Para tratar los hongos de las uñas de los pies:

Limpiar la zona afectada con agua y jabón todos los días
Limpiar las uñas con regularidad, ablandándolas primero con crema de urea y luego envolviendo los pies en vendas durante la noche
Aplicar un tratamiento antifúngico de venta libre después de limar suavemente las uñas
Aplicar el aceite de árbol de té dos veces al día todos los días.

Tratamiento mediante láser para los hongos en las uñas de los pies.

La onicomicosis es la infección de la lámina ungueal por hongos, siendo la responsable de más de la mitad de los casos de alteración de la uña.

Una patología cada vez más frecuente, el contagio se produce a diferentes factores, el uso de calzado cerrado en ambientes húmedos y calurosos favorece su aparición, así como en personas diabéticas, inmunodeprimidas y/o de avanzada edad.

El tratamiento mediante terapia con láser se basa en el principio de la fototermólisis, aprovechando las diferencias de absorción de la energía del láser y conductividad térmica del tejido afectado por la infección fungíca y el tejido sano.

El tratamiento se realizará en varias sesiones siempre dependiendo de cada caso y si es la afectación es en una uña o varias, al mismo tiempo se requiere una limpieza y fresado de la lámina ungueal que se realizará en consulta previo a la aplicación del láser.

Uñas de los pies secas

Las uñas quebradizas se dividen en dos categorías: secas y quebradizas o blandas y quebradizas. Las uñas secas y quebradizas son el resultado de una mala hidratación, comúnmente causada por el exceso de lavado y secado de las uñas.

Otras causas de las uñas quebradizas son:

La edad.

Las uñas suelen cambiar con la edad, y a menudo se vuelven opacas y frágiles. Mientras que las uñas de los pies suelen volverse más gruesas y duras, las de las manos se vuelven más finas y frágiles.


Deficiencia de hierro.

El médico puede medir el nivel de ferritina y proporcionar suplementos.


Hipotiroidismo.

Además de las uñas quebradizas, los síntomas de los niveles bajos de tiroides pueden provocar la caída del cabello, fatiga, aumento de peso, estreñimiento y depresión.


Síndrome de Raynaud.

Caracterizado por problemas de circulación en las extremidades, este síndrome puede afectar a la salud de las uñas.


¿Qué se puede hacer con las uñas quebradizas?

No es mucho para los cambios relacionados con la edad, pero puedes reducir el riesgo de uñas rotas, agrietadas y quebradizas, aquí tienes algunos consejos:

Utiliza una buena crema hidratante después de la ducha, y sobre todo antes de acostarte, para que tus pies tengan tiempo de reponer todas las sustancias beneficiosas que necesita.
Cuida tus uñas manteniéndolas cortas, utiliza una lima fina para eliminar las irregularidades y evitar que se rompan. Elige un quitaesmalte que no contenga acetona y evita su uso frecuente.


Productos hidratantes para los pies

Linea Farmacia crema de talones con aloe y propóleo, un verdadero bálsamo de belleza para los pies. Gracias a una alta proporción de Aloe Vera en combinación con propóleos de abeja, manzanilla, vitaminas y aceites esenciales, esta crema es muy eficaz contra la piel seca y las pequeñas grietas.

Más servicios

¿Deseas más información?

Contacta conmigo para ampliar información sobre cómo podemos mejorar tu vida.